Ventajas de navegar en invierno

Ventajas de navegar en invierno

Navegar no es una afición estacional. Llega la época del año en la que muchos se preguntan si es recomendable salir a navegar con nuestras embarcaciones. Lo cierto es que en estos meses el mar está más en calma y hay menos embarcaciones que salen a surcar las aguas.

Durante el invierno hay que tener en cuenta que las condiciones son totalmente diferentes a los meses de verano, por lo que hay que seguir una serie de recomendaciones acordes a esta época del año.

Menos visibilidad, más vigilancia

La niebla es uno de los fenómenos atmosféricos más molestos y peligrosos cuando hablamos de seguridad en la navegación.

En estos casos, la visibilidad se reduce considerablemente, motivo por el cuál debemos mantener una vigilancia visual permanente y disminuir la velocidad de la embarcación.

Otra de las recomendaciones es la de encender las luces de navegación y emitir señales sonoras con el objetivo de informar a otras embarcaciones sobre nuestra posición.

Asimismo, llevar el material de seguridad  y lo necesario en el kit de supervivencia nos ayudará a salir de cualquier imprevisto.

Imprescindibles en invierno

En estos meses las temperaturas caen en picado y es por este el motivo por el que debemos estar preparados con la ropa adecuada para soportarlas. En este sentido, se debe llevar ropa ajustada al cuerpo para evitar que el frío traspase a la piel y mantener las manos, los pies y la cabeza calientes.

Por otro lado, evitar los tejidos naturales como el algodón o la lana ya que absorben más rápidamente la humedad, elegir un buen calzado que no deslice y llevar todo lo necesario en una bolsa de tela ya que, si se moja, no interfiere en el contenido de la misma.

Técnica de las 3 capas

En el mismo sentido de la indumentaria, los expertos en navegación recomiendan hacer caso de la técnica de las tres capas:

  • La interior, que lleve la transpiración hacia el exterior para mantener el cuerpo seco.
  • La segunda, que proporcione calor en prendas como un polar.
  • La exterior, que sirva de protección contra el viento, el frío y la humedad.

El consumo de bebidas calientes ayudará también a mantener la temperatura del cuerpo y evitar que podamos sufrir una hipotermia o también alimentos que nos aporten energía y calorías extra.

Independientemente a ello y aunque estemos preparados para afrontar condiciones extremas, hay que ser responsable y tener en cuenta las condiciones atmosféricas, priorizar y valorar si es seguro salir a navegar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>